En 'EdP' Gorka Repáraz trata de mostrar los aspectos más relevantes del mundo de los porteros de fútbol. Con una perspectiva didáctica, se tratarán temas como la técnica, táctica, psicología y la metodología. Incluyendo aspectos tan visuales como videos, frases y fotos de los mejores porteros del mundo.

Agresión a Armando

Un espectador del fondo norte del estadio Ruiz de Lopera, en Sevilla, golpeó con una botella de plástico en la cara a Armando, el portero del Athletic, en el minuto 70 del encuentro que el conjunto vasco iba ganando al Betis por 1-2. El futbolista se desplomó tras el impacto y fue trasladado en camilla fuera del rectángulo de juego. Para entonces, el árbitro, Carlos Clos Gómez, ya había decidido suspender el partido. El agresor de Armando fue identificado e inmovilizado de inmediato por los espectadores sentados cerca de él, que lo entregaron a los encargados de la seguridad.

Según el parte médico facilitado por el Athletic, Armando tiene "un golpe en el ojo derecho que le ha provocado una herida inciso contusa en el mismo. También ha sufrido un golpe en el globo ocular". La víctima fue atendida en las instalaciones béticas y las abandonó por su propio pie y con un vendaje sobre la zona afectada. La policía tuvo que cargar contra un grupo de aficionados descontentos con la decisión de suspender el encuentro.

"Los espectadores que estaban a su lado inmovilizaron en el acto al agresor"

El estadio verdiblanco volvió a ser el escenario de un acto de violencia extrema contra uno de los protagonistas de un partido. El 28 de febrero de 2007, el entonces entrenador del Sevilla, Juande Ramos, también recibió el impacto de una botella lanzada desde la grada en una eliminatoria correspondiente a la Copa del Rey.

La directiva del club sevillano hizo público un comunicado en su página web poco después del encuentro: "El Real Betis Balompié quiere mostrar su más enérgica repulsa por el hecho aislado acontecido en el minuto 23 del segundo tiempo que ha provocado la lesión del guardameta rival, Armando. El club quiere poner en conocimiento de sus aficionados y de la opinión pública en general que el agresor atiende a las iniciales C. P. R. y no es abonado del Real Betis Balompié".

Los servicios jurídicos del club ya dieron indicios, tanto en esta nota como en las declaraciones del directivo Manuel Castaño poco antes de la medianoche, de los argumentos que presentarán ante los distintos organismos de la justicia deportiva. La postura será la misma que se esgrimió en su día en la agresión a Ramos: calificar lo sucedido de "hecho aislado" para desvincular así de cualquier responsabilidad a la entidad. Castaño destacó hasta en tres ocasiones el hecho de que el agresor no es socio del club.

El presidente del Athletic, Fernando García Macua, ofreció una visión distinta de lo sucedido y calificó como "desagradable y doloroso" lo vivido en el estadio. "Esto tiene que tener consecuencias", dijo García Macua; "es el momento de tomar decisiones serias". El entrenador del equipo bilbaíno, Joaquín Caparrós, se quejó después del partido, en una brevísima conferencia de prensa, de la agresión sufrida por su futbolista y quiso acentuar la gravedad de lo ocurrido. "Esto ha sido una salvajada", dijo el entrenador sevillano y ex sevillista, que tildó de milagroso el que Armando no tuviera lesiones aún más graves de las que le causó el impacto de la botella.

Cuando se produjo la agresión, el Betis acababa de recibir el segundo gol como consecuencia de un penalti que lanzó David López para poner por delante al conjunto vasco por segunda vez. Apenas unos segundos antes, Etxeberria había dejado su sitio a Garmendia en el tercer y último cambio rojiblanco.

Vía El País

No hay comentarios:

Publicar un comentario